Sobre nosotros
Te invitamos a conocernos

Custodes Vitae (Custodios de la Vida) somos un grupo compuestso por quienes hemos escuchado el llamado urgente de parte de Dios a servir, amar y defender la vida, de manera prioritaria la vida humana en sus fases inicial y terminal, y estamos dispuestos a responder con prontitud a esta llamada.

El único requisiito para pertenecer a Custodes Vitae es hacer un compromiso delante de Dios a defender, amar y servir la Vida humana en sus inicios y fase terminal, desde la vocación específica a la cual Dios nos llamó: vida matrimonial, religiosa, sacerdotal, monje de clausura, etc.  Nuestra espiritualidad es la del buen samaritano quien no evade el servicio a quien está necesitado, conscientes que lo ideal es trabajar en equipo pero que, aunque todos los que nos rodearan no estuvieran dispuestos a defender la vida, no tendremos excusa ante Dios si nosotros no lo hacemos.  La llamada y la respuesta en este sentido es individual.  


Todos servimos para algo, pero no todos servimos para todo.  Creemos firmemente que el discernimiento espiritual es especialmente necesario ya que en este ministerio están en juego vidas humanas.   Por lo que te sugerimos cuanto antes conseguir un buen director espiritual que te oriente y te enseñe el arte del discernimiento espiritual.  Los  sacerdotes jesuitas y los frailes capuchinos podrían ser una buena opción.  

El gran maestro del discernimiento espiritual en la Iglesia Católica se llama San Ignacio de Loyola, a quien Dios inspiró un método para discernir y que hoy en día lo ofrecen varias instituciones. Recomendamos este sitio web en donde se ofrecen Ejercicios Espirituales en línea y son fieles al espíritu original.

Finalmente te invito a que leas el contenido de nuestro sitio y entres por las puertas que te indicamos para que te equipes para defender más y mejor la Vida.   Dios te bendice y guarda.